POESIA AO AMANHECER – 88 – por Manuel Simões

Olga Orozco – Argentina

(1920 – 1999)

DETRÁS DE AQUELA PUERTA

(fragmento)

En algún lugar del gran muro inconcluso está la puerta,

aquella que no abriste

y que arroja su sombra de guardiana implacable en el revés de todo tu destino.

Es tan solo una puerta clausurada en nombre del azar,

pero tiene el color de la inclemencia

y semeja una lápida donde se inscribe a cada paso lo imposible.

Acaso ahora cruja con una melodía incomparable contra el oído de tu ayer,

acaso resplandezca como un ídolo de oro bruñido por las cenizas del adiós,

acaso cada noche esté a punto de abrirse en la pared final del mismo sueño

y midas su poder contra tus ligaduras como un desdichado Ulises.

Es tan solo un engaño,

una fabulación del viento entre los intersticios de una historia baldía,

refracciones falaces que surgen del olvido cuando lo roza la nostalgia.

Esa puerta no se abre hacia ningún retorno;

no guarda ningún molde intacto bajo el pálido rayo de la ausencia.

(de “La noche a la deriva”)

Filha de pai siciliano e mãe argentina. Fez parte da geração “Terceira Vanguarda”, de tendência surrealista. Obras principais: “Desde lejos” (1946), “Los juegos peligrosos” (1962), “La oscuridad es otro sol” (1967), “La noche a la deriva” (1984), “También la luz es un abismo” (1995).

Leave a Reply