AVENIDA DA POESIA – Rafael Alberti, Ricardo Palma e Mia Couto

Rafael Alberti

 

(Cádiz, España, 1902-1999)

 

RETORNO DE LA INVARIABLE POESÍA

 

 

 

 

¡Oh poesía hermosa, fuerte y dulce,

 

mi solo mar al fin, que siempre vuelve!

 

¿Cómo vas a dejarme, cómo un día

 

puede, ciego, pensar en tu abandono?

 

 

 

Tú eres lo que me queda, lo que tuve,

 

desde que abrí a la luz, sin comprenderlo.

 

Fiel en la dicha, fiel en la desgracia,

 

de tu mano en la paz,

 

y en el estruendo triste

 

de la sangre y la guerra, de tu mano.

 

 

 

Yo dormía en las hojas, yo jugaba

 

por las arenas verdes de los ríos

 

subiendo a las veletas de las torres

 

y a la nevada luna mis trineos.

 

Y eran tus alas invisibles, era

 

su soplo grácil quien me conducía.

 

 

 

¿Quién tocó con sus ojos los colores,

 

quién a las líneas contagió su aire,

 

y quién, cuando el amor, puso en su flecha

 

un murmullo de fuentes y palomas?

 

Luego, el horror, la vida en el espanto,

 

la juventud ardiendo en sacrificio.

 

¿Qué sin ti el héroe, qué su pobre muerte

 

sin el súbito halo de relámpagos

 

con que tú lo coronas e iluminas?

 

 

 

¡Oh, hermana de verdad, oh compañera,

 

conmigo, desterrada,

 

conmigo, golpeado y alabado,

 

conmigo, perseguido;

 

en la vacilación, firme, segura,

 

en la firmeza, animadora, alegre,

 

buena en el oído necesario, buena

 

y hasta feliz en la melancolía!

 

¿Qué no voy a esperar de ti en lo que me falte

 

de júbilo o tormento? ¿Qué no voy

 

a recibir de ti, di, que no sea

 

sino para salvarme, alzarme, conferirme?

 

Me matarán quizás y tú serás mi vida,

 

viviré más que nunca y no serás mi muerte.

 

Porque por ti yo he sido, yo soy música,

 

de los juncos, vocablo de la mar, estribillo

 

de las más simples cigarras populares.

 

Porque por ti soy tú y seré por ti sólo

 

lo que fuiste y serás para siempre en el tiempo.

 

 

 

 

 . (Retornos de lo vivo lejano, 1952)

 

 

 

________________

 

Ricardo Palma

 

(Peru 1833-1919)

 

LA POESÍA

 

LA POESÍA

¿Es arte del demonio o brujería
esto de escribir versos? -le decía,
no sé si a Calderón o a Garcilazo
un mozo más sin jugo que el bagazo.

Enséñame, maestro, a hacer siquiera
una oda chapucera.
-Es preciso no estar en sus cabales
para que un hombre aspire a ser poeta,

pero, en fin, es sencilla la receta.
Forme usted líneas de medidas iguales,
y luego coloca juntas
poniendo consonantes en la punta.

-¿Y en el medio? -¿En el medio? ¡Ese es el cuento!
Hay que poner talento.
____________________

 

 

 

LA POESÍA

¿Es arte del demonio o brujería
esto de escribir versos? -le decía,
no sé si a Calderón o a Garcilazo
un mozo más sin jugo que el bagazo.

Enséñame, maestro, a hacer siquiera
una oda chapucera.
-Es preciso no estar en sus cabales
para que un hombre aspire a ser poeta,

pero, en fin, es sencilla la receta.
Forme usted líneas de medidas iguales,
y luego coloca juntas
poniendo consonantes en la punta.

-¿Y en el medio? -¿En el medio? ¡Ese es el cuento!
Hay que poner talento.
____________________

 

 

Mia Couto

(Beira, Moçambique, 1955)

 

 

 

 

PRIMEIRA PALAVRA

 

 

 

 

 

 

 

 

Aproxima o teu coração

e inclina o teu sangue

para que eu recolha

os teus inacessíveis frutos

para que eu prove da tua água

e repouse na tua fronte

 

Debruça o teu rosto

sobre a terra sem vestígio

prepara o teu ventre

para a anunciada visita

até que nos lábios humedeça a primeira palavra do teu corpo.

 

 

Ilustrações de Adão Cruz

Leave a Reply